LA CIENCIA DEL SUEÑO

20709_The-Science-Of-Sleep-03

 

Hace unos días me colgué mirando el programa “Argentina para armar” (los domingos por TN), el tópico del día era el sueño. 

Se preguntaban si los argentinos tenemos mal dormir. En la mesa para debatir invitaron a profesionales del sueño (médicos, psicólogos, etc) y a personas que no dormían en los horarios “normales”, lease escritores, trabajadores relacionados con trabajos online, etc.

Lo que decían es que según cual es tu ritmo de vida van a ser los momentos en que vos duermas. Los artistas, claro, tienen rutinas nocturnas porque es el momento donde la inspiración esta en su máximo nivel.

Explicaban respecto a esto que no hay un horario “normal” para dormir. Aquellos quienes tienen que cumplir con un horario laboral (que son la mayoría) se despertaran temprano por la mañana, por lo que se irán a dormir temprano por la noche, pero, si vos tenes la rutina de dormir de día y mantenerte despierto durante la noche no sos anormal por eso.

No les estoy diciendo nada nuevo, lo siento, creo que no descubrí la pólvora. Pero a lo que voy es…

En mi casa siempre mis padres tuvieron la rutina de despertarse temprano, por sus trabajos claro. Pero esto mismo sucede los fines de semana. Por lo que, son de las personas que creen que ser nocturnos es algo que no esta bien. Que se yo, nunca me dijeron que a ellos les parece que esta mal pero de adolescente recibí la queja por despertarme tarde. Yo siento que esta en mis genes, nunca me gustó despertarme temprano, lo odie. Toda mi escuela primaria lo hice a la tarde así que no tuve problema, pero a partir de séptimo todas mis rutinas comenzaron a la mañana y para mi fue lo peor que me pudo pasar. Y es, de alguna manera, un garrón ver que la gente crea que los que se despiertan tarde son unos vagos (dentro del tópico estaba la mirada de la sociedad frente a la gente que se despierta tarde).

Creo que ser nocturna no es ser “vaga” ni es algo malo. A mi por ejemplo me pasa que siempre fui nocturna, la noche es mi momento preferido del día. De noche hago las cosas que la gente generalmente haría durante el día ¿por ejemplo? limpiar la casa. Quizás son las tres de la mañana y yo estoy limpiando los pisos. Soy activa y lo disfruto.

Ahora pienso lo siguiente… ¿no le pasara lo mismo a mi hija? ¿esta bien que yo la obligue a dormir cuando ella prefiere estar despierta de noche? Igual ella, se duerme tarde pero no se despierta tan tarde, es mejor que yo en ese aspecto. ¿Qué es lo que me hace pensar que dormirse tarde esta mal para ella pero no para mi?

No se, me hizo pensar en este tipo de cosas. Y bueno, quería compartirlo con ustedes y saber sus opiniones.

EL AMOR NO ES OBSCENO!

No se que tiene Facebook contra las fotos de madres dándole la teta a sus hijos. Subís una y no tarda mucho en dártela de baja argumentando que alguien las denuncio.

O sea, no entiendo, a la gente le molesta ver a madres dando la teta pero no le molesta ver fotos de perritos entre otros animales mutilados. Porque en ese caso soy yo solita la que tiene que ocultar esa historia del muro para que no se me remuevan las tripas y el corazón viendo a un perro despellejado. A quién no le paso esto alguna vez que levante la mano, ¿nadie?, lo suponía.

Hace unos días encontré la campaña “El amor no es obsceno”. Se lanzó luego de que Facebook reiteradas veces le censure la foto de perfil a la organización “Las casildas“. La foto era esta…

131329_581385298605049_1208586970_o

En repudio a esto muchas madres comenzaron a enviar fotos para apoyarlos.

No es la primera vez que pasa, pero estaría bueno que se termine ¿no?

Para saber más acerca de lo que pasó podes leer acá.

NO, NO Y NO

1

Cuando era chica y mi mamá me retaba por cosas que a mi me parecían que no tenía sentido, que no era para tanto me repetía como mantra que el día que tenga un hijo le iba a dejar hacer lo que quiera.

Cuando a las doce me hacían cambiar mis dibujitos para poner su noticiero me decía a mi misma “cuando sea grande y viva sola voy a mirar dibujitos siempre”. Confieso que odiaba fuerte a Jorge Jacobson, por culpa de él me sacaban mi entretenimiento. Comía y lo miraba con odio como diciéndole “ya vas a ver”.

Y acá estoy, cumpliendo el rol de mamá pero no así con mis promesas de pequeñas.

Años de conocer niños y niños me hicieron pensar en la clase de educación que yo quería brindar cuando me llegara la hora de ser madre.

Creo que mi regla número uno es no pensar en eso de “es chiquita”. Ejemplos… “no la retes, es chiquita”, “no la grites, es chiquita”, “lo hizo porque es chiquita no entiende”, “dejala ganar que es chiquita”, etc.

No te digo que va a salir de la panza y le vas a comenzar a decir “no llores, no sos chiquita”, pero creo que los niños a partir de una cierta edad deben dejar de ser tratados para ciertas cosas como “es chiquit@”. Mi hija tiene un año y ocho meses, ya fue, para mi, para ciertas cosas ya no es chiquita y puede comenzar a entender lo que es el respeto, lo que es no faltar el respeto, lo que es no hacer berrinches, lo que es dormir la siesta, lo que es hacerme caso.

Mil disculpas si alguien se siente tocada/o por este post es que no puede entender eso de que los padres se adapten a sus niños. Para mi es como una especie de nueva maternidad/paternidad. Se adaptan a no mirar lo que les place con tal de no sacarle los dibujitos a sus pequeños. Los dejan que no saluden porque “son así”. Una cosa es obligar a un pequeño a dar un beso como saludo, pero otra muy distinta es que tampoco saluda si no quiere. Para mi eso no va.

Cada uno sabe reconocerle los llantos a sus hijos, sabemos cuando son por capricho o cuando son porque algo les pasa. Entonces ¿Por qué consolarlos TODO el tiempo?

Con este post me recibo de anti Laura Gutman para toda la vida.

Hace un tiempo que deje de salir al no poder controlar a mi hija, si iba con ella mejor me quedaba en casa. Ahora salgo y observo que es lo que se debe mejorar para que no lo haga más. Ejemplo: no tirar los libros ajenos. Porque en casa lo hace, y todavía no pude sacarle esa maña, aunque es un entrenamiento constante diciéndole que no. De alguna manera quiero darle a entender que las cosas que hace en casa no puede hacerlas en las casas ajenas.

Pero en fin, vamos a ver como sale.

LIBERTAD DE EXPRESIÓN

A raíz de una discusión que tuve anoche pensé en mi hija y en todas aquellas cosas que quiero explicarle para que entienda que no siempre lo que se ve a menudo o esta predestinado esta bien, o mal ¿Por qué no?

Creo que las decisiones que uno toma en la vida son importantes. Es muy importante tener una idea y mantenerla porque ese es tu sentimiento y no dejarla de lado para adaptarse al mundo… a este mundo que no siempre se adapta a nosotros.

Anoche recordé la segunda película de Sex and the city que comienza con todo el tema de ser solo Carrie y Mr. Big sin hijos. Y siempre que lo dicen ante la sociedad los miran como bichos raros y bastante despectivos. Ese reloj que le regala ella con la frase “Just us”. Me quedó grabada pero no por el tema que se trata en sí, sino con todo.

En estas épocas de las fiestas (para dar un ejemplo) se viene el tópico Papá Noel (que no manifestaré hoy). Bueno, yo tengo una postura frente a eso y me jode muchísimo cuando alguien me quiere hacer ver que esta mal lo que pienso.

Ese es el tema, la gente que cree que esta mal lo que pensas y por eso trata de todas las maneras posibles de hacerte entrar en su pensamiento, en su realidad. Fuck off!

Toda mi vida fui así con todo, ir un poco contracorriente pero jamás moleste a nadie por eso, ni trate de transformar mini Carlitas a mi paso. Ni siquiera con mi hija me pasa. A mi me gusta Kitty (mucho) y, sin embargo, siempre le compro otras cosas a ella y no aprovecho la situación de tener una hija para poder comprar más de lo que compraba antes.

A lo que voy. Quiero explicarle a mi hija que si el día de mañana quiere salir con hombres o con mujeres, o no quiere tener hijos nunca en su vida o quiere tener una familia monumental o quiere solo estar sola. Que haga lo que quiera. Siempre acompañándola, explicándole, ayudándola, conteniendola. Pero dejándola ser.

Libertad que no sea libertinaje porque tampoco hay que confundir, pero libertad al fin.

CÍRCULO

Imagen

Cuando sos soltera te preguntan “¿para cuando un novio?”.

Cuando tenes novio te preguntan “¿para cuando un hijo?”.

Cuando estas embarazada te preguntan “¿sabes el sexo?”, “¿como se va a llamar?”, “¿cuando nace?”. Y los últimos días antes de parir es cada vez más seguido “¿cuando nace? ¿cuando nace? ¿cuando nace?”.

Cuando nace te preguntan “¿para cuando el hermanito?”.

Cuando nace te preguntan “¿duerme a la noche?”, “¿toma la teta?”, “¿llora mucho?”.

Cuando va creciendo te preguntan “¿sigue tomando la teta?”, “¿ya te duerme toda la noche?”, “¿come?”.

Cuando crece un poquito más te preguntan “¿ya camina?”, “¿habla?”.

Cuando es todo un nene te preguntan “¿ya dejó los pañales?”, “¿lo vas a mandar al jardín?”.

Y cuando ya es mucho más grande te preguntan “¿tiene novia/o?”.

Y cuando vos sos más grande te preguntan “¿para cuando el nieto?”.

Y cuando él/ella es más grande le preguntan “¿para cuando un/a novio/a?”, “¿para cuando un bebé?”.

Y entonces, todo vuelve a comenzar.

COSAS TÍPICAS QUE NO ME GUSTAN

Ayer mi vieja me dice que hoy S. cumple un año y un mes, y me lo dice con toda la emoción del mundo de “mañana la voy a saludar” a lo que yo le respondo “ma dejate de joder S. tiene un año y punto”, ella me retruca “no seas mala” y yo le digo “entonces yo tengo 27 años y once meses”, a lo que obviamente me contestó que si. Nada que ver. Desde siempre me pareció que jamás saldría de mi boca el saludar a algún hijo porque cumple mes después del año. A partir del año ya esta. Porque sino me enroscaría con todo el temita de ¿hasta cuando debería saludarlo por el mes? y no tengo ganas.

Hace un tiempo S. se cayó del andador, pero se cayó de una manera muy pavota y no se hizo nada. Obviamente lloro pero creo que más por el “AAAAAAAH” que escucho a su alrededor que porque le dolió y para mi fue una caída tan tonta e insignificante que terminé riendo. A lo que todos dijeron “que mala que sos”. Perdón, no terminé de levantar a la pequeña que ya andaba de acá para allá sin omitir sonido.

El mes pasado el pediatra me manda un análisis de orina con carácter de urgente, a lo que debido a la charla que tuvimos en la consulta para mi fue más para agilizarme el trámite y que no me tarde mil años que porque la nena tenga algo. Salgo del consultorio, la llamo a mi vieja para contarle y se agarró la cabeza. Teníamos que esperar solo dos días porque justo me cayó fin de semana y mi vieja contando las horas para que sea lunes y que vaya a la mañana al laboratorio y blablabla. No quiero quedar como una despreocupada pero ¿por qué alarmarme? El análisis era para descartar una posible infección urinaria que finalmente jamás tuvo.

¿Por qué la gente es tan alarmista ante los niños? ¿Por qué si uno no reacciona como ellos sos mala, sos lo peor? ¿Qué gracia tiene seguir contando los meses cuando el niño cumple un año? ¿Por qué? ¿Por qué? ¿Por qué?

¡Déjenme en paz!

MADRE RELAJADA

Como ustedes bien saben, el sábado pasado S. estuvo con fiebre, fiebre que devino en una angina viral, que por suerte ya curamos. O se fue sola en realidad, como sea.
El viernes fuimos al Doc, la revisó, me pregunto un par de cosas y terminó dandome una orden para que le haga *urgente* (eso decía la orden) un análisis a S.
Salgo de ahí, le cuento a mi madre y preocupada comienza a hacerme preguntas, una de las que más me sonó fue “no le preguntaste que tiene?” a lo que yo le contesté “no, si tenemos que esperar los resultados para qué le voy a preguntar qué tiene? mejor esperar los resultados”. Si, eso pensé yo.
El doctor me dio la orden, le dije “bueno, nos vemos la semana que viene” y me fui así sin más. Es que para mi era más para sacarnos una duda que porque ella tenía algo. Estaba bien, en realidad no se por qué se lo pidio pero ante la duda no me parece mal.
Hoy a la mañana fui a llevar la muestra de pichin (pichin) al laboratorio, me dijeron que lo pase a buscar a la tarde, coincidía felizmente con el horario del doc de S. así que lo fui a buscar y nos fuimos al pediatra. Despues de casi dos horas de espera *por Dios lo que es esperar en un consultorio lleno de niños que ya no saben que hacer para matar el tiempo*, entramos. Estuvimos apenas unos cinco minutos, me dijo que S. estaba perfecta, los analisis dieron perfectos, le pregunté un par de cosas más, dudas y nos fuimos.
Mi vieja respiro profundo, comenzó con todo eso de “rece para esto”. Si, que se yo, obviamente no quería ninguna sorpresa pero mi instinto de madre me decía que no había nada malo, que todo iba a salir bien, por eso estaba tan relajada. ¿Esta mal? ¿Soy una mala madre? ¿Debería ser alarmista?
I don´t think so.

ME ROBE A MI MISMA

En otro blog que tengo, antes de tener este había escrito esto sobre la maternidad antes de que nazca S.

Jamás escuche tantos consejos y tantas cosas como en este estado en que me encuentro… todo el mundo siempre tiene algo para decirte… primero renegaba de mi obstetra que no me aclaraba mis dudas hasta que me di cuenta porque lo hacía… solo una vez me dijo “quien te dijo eso Doña Rosa?” y ahí supe que era un genio… ojo! Algunas cosas son verdad, pero otras no se… de Doña Rosa. No develaré cuales son reales y cuales no, hagan sus apuestas…

  • Si te da acidez el bebé será peludo.
  • Para saber si te bajó la panza proba si te entra la mano abajo de los pechos.
  • Si no te baja la leche te tienen que dar una inyección.
  • Para que se de vuelta si es vago tenes que hablarle.
  • Si llueve o cambia la luna nace.
  • Si tenes la panza redonda es mujer, si es en punta es varón.
  • Si se te marca mucho la raya de la panza es varón.
  • Si se te mancha la cara es mujer.
  • Si se te acercan los nenes es mujer, si se te acercan las nenas es varón.
  • Si nace de Tauro va a ser jodid@.
  • Si nace de Cáncer va a ser sensible.
  • Si se te mancha la piel pasate el pañal con pis y se te va.
  • Si engordas mucho es varón, si no engordas es nena.
El próximo capítulo será para el niño que ha nacido… hasta la próxima.

YA AHORA DE INMEDIATO

Cuando estaba embarazada todos decían “que nazca ya”. Cuando nació comenzaron los comentarios “que se quede despierta, que haga algo”, paso el tiempo y “mira cuando camine/hable/coma/juegue con el primo, vaya al jardin, a la escuela, etc”. Si es por la gente mi hija ya esta graduada es universitaria/deportista/artista/actriz/cantante, etc.
De mi parte solo trato de disfrutar, de hacer toda la memoria visual y auditiva que pueda para recordarla en un futuro más allá de las fotos. Para cuando la vea haciendo todo lo que la gente quiera que haga yo me acuerde de hoy, de lo gorda que es en este momento, de los gestos, de la caras, de las mañas, de los berrinches, de su risa, de su voz.
No entiendo mucho el afán de las personas porque todo pase ya.
Cuando estaba embarazada y escuchaba comentarios de “quiero que nazca ya” yo respondía que no, que se tome su tiempo, que crezca como tenía que ser y yo mientras, me tomaba el tiempo para despedirme de esa persona que no iba a volver a ver jamás, mi yo no mamá. Entonces me permití ver toda las películas que quise, escuche todas las canciones que deseaba, escribí mucho, caminé, visite gente sin apuro, hice todo y me despedí felizmente para pasar a ser lo que soy hoy. La mamá de S. que sale de casa y hace todo rápido para volver, que sabe que si tengo una cena con amigas los horarios no se pueden extender, que me siento delante de la computadora tratando de hacer todo velozmente para no tener que cargar a ella en brazos y ponerme a escribir un post con una sola mano, por ejemplo.
Y ahora que ella es bebe disfruto porque se que esta etapa de la vida se va y no vuelve, ninguna vuelve, obviamente, pero grandes van a ser por mucho tiempo, que se yo. Yo cumplí 15 y desde ese entonces me fui convirtiendo (y lo sigo haciendo) en una adulta y la adultez me va a durar pero el ser bebe es cuestión de meses y ya esta.
Por eso, si vos sos de los ansiosos que quieren que los bebes nazcan ya, crezcan ya, hagan todo ya. Tomate el tiempo, deja que todos se tomen el tiempo, para disfrutar, para que el día de mañana puedas recordar más allá de cualquier imágen de video o fotográfica.

¿CUAL ES SU NOMBRE?

El día que me enteré que estaba embarazada estaba con una amiga, cuando nos pusimos a hablar del tema una de las primeras preguntas que me hizo fue “¿como se va a llamar?”, lo pensé y no me tengo idea porque dije “Fausto”. De una pensé un varon y con ese nombre. Lo retuve mucho tiempo en mi mente y en mi imaginario hasta que un día dije “Ringo” y ahí comenzó la catarata de “qué horrible”, “nombre de perdedor, para eso ponele Paul, John, pero ¿Ringo?”. Discutí con medio mundo y mientras menos gustaba más convencida estaba, pero no se dan una idea de que manera me sacó que me digan “es horrible, pobre pibe”. Seguro que si ellos estarían en mi lugar hubiesen llamado a sus hijos de una manera re linda, por eso estoy rodeada de gente que tiene nombres lindos.
Si, estoy siendo irónica. No quiero decir que los nombres de las personas que me rodean sean feos pero Ringo me encantaba y no le veía nada de malo. Ahora doy gracias de que haya sido mujer, porque Ringo me gustaba porque me gustaba pero con el tema de la novela (Sos mi hombre) todos me dirían “como Luciano Castro” y no da ni un poco.
Bueno, aunque les confieso que si bien estaba segura que era niña, aunque jamás habíamos podido confirmarlo. Cuando le pedía a la partera que me dijera el sexo porque no lo sabía me preguntó “¿como se va a llamar?”, y yo conteste “Homero o Sophie”.
La gata flora, pero les hubiese querido ver la cara a los demás si era nene.